Con una sola pieza móvil, los manómetros DirectDrive son extremadamente compactos, resistentes y fiables. 

El tradicional manómetro con tubo Bourdon ofrece muchas ventajas: buena precisión, bajo coste, adaptabilidad a las salidas eléctricas y un amplio rango de aplicaciones. Es por eso que este tipo de manómetro se utiliza hoy en día en infinidad de aplicaciones industriales.

Sin embargo, el tradicional manómetro con muelle elástico en forma de C tiene varias piezas móviles. Lo que implica un mayor riesgo de problemas o fallos del manómetro frente a vibraciones y golpes. Además, es demasiado grande. El manómetro con tubo Bourdon más pequeño mide alrededor de 1½» (40 mm), es demasiado grande para las bombonas de gas portátiles.

¿Cómo funciona el manómetro Direct Drive?

Manómetro Direct Drive con tubo helicoidal en Inconel® X-750.

El manómetro Direct Drive dispone de un muelle espiral o helicoidal. El muelle, esta fabricado en Inconel® X-750, resistente a la corrosión y se expande bajo presión. El puntero, esta directamente unido al tubo en espiral, se mueve a la derecha o a la izquierda a medida que el tubo en espiral se expande o se contrae. Una vez fabricados, estos manómetros no son ajustables. Esta es la razón por la que son tan difíciles de fabricar. WIKA es una de las pocas empresas en el mundo que fabrica manómetros Direct Drive. 

Con una sola pieza móvil, los manómetros direct drive ofrecen varias ventajas, entre ellas :

  • Son capaces de soportar vibraciones, golpes y pulsaciones extremas sin necesidad de contener líquido de relleno.
  • Tienen la misma precisión durante toda su vida y no requieren recalibración.
  • Si se rompe, tiene una velocidad de escape mucho menor a diferencia de un Bourdon tradicional.
  • Todo el mecanismo puede ser plano y extremadamente compacto: tan pequeño como ¾» (19 mm) de diámetro.

Estas cualidades hacen que estos manómetros sean ideales para medir la presión de oxígeno en las industrias aeroespacial y militar.

Historia y excelencia de los manometros Direct Drivede WIKA

A principios de 1970, Kaiser Aerospace inventó el manómetro Direct Drive, diseñado específicamente para aplicaciones de seguridad crítica. Una de las empresas que surgió con esta invención fue 3D Instruments (3D significa Direct Drive Difference), que WIKA adquirió en 2010.

Actualmente, los manómetros Direct Drive WIKA se fabrican en Lawrenceville, Georgia. En WIKA, ofrecemos la opción de que estos manómetros se limpien con oxígeno según el nivel IV de ASME B40, además podemos proporcionar certificados de prueba para la amplitud de las vibraciones (índice g).

Nuestras instalaciones en Columbus, Ohio, contarán a partir de finales de 2021, con la certificación AS9100 para el sector aeroespacial y con la certificación ITAR para el cumplimiento militar en lo que respecta al control de exportaciones.

Manómetros de grado aeroespacial y militar

En la actualidad, nuestros, manómetros Direct Drive se utilizan en las siguientes aplicaciones en las industrias aeroespacial y de defensa:

  • Sistemas de oxígeno de emergencia 
  • Bombonas de oxígeno en aviones 
  • Sistemas de oxígeno para submarinos
  • Equipos SCBA militares para buzos
  • Otras aplicaciones submarinas

WIKA se especializa en la personalización de este tipo de manómetros para que sus clientes puedan añadir fácilmente el instrumento a sus equipos o sistemas. Se pueden fabricar en casi cualquier tamaño (de ¾» en adelante) y rango de presión (normalmente de 500 a 10.000 psi), colores, diseño, logotipo y texto, etc. 

Contactenos para obtener más información sobre las soluciones de presión de grado aeroespacial y militar.



Comentario