Flotador para medir nivel WIKA

Existe una gran variedad de sistemas de medición como radar y microondas, pero la medición mediante flotadores sigue manteniendo su posición destacada no solo en los sectores de química y procesos industriales generales, sino también en procesos estériles que requieren elevados estándares higiénicos.  Básicamente se distingue entre dos principios de medición: la detección de nivel puntual y la detección de nivel continua.

¿Medición de nivel continua o puntual?

Para la detección puntual se suelen usar interruptores magnéticos con flotador, fijados en la parte superior del depósito.  Al pasar el flotador se activan los contactos magnéticos Reed  (contacto aislado mediante gas inerte)  situados en los puntos predefinidos del tubo guía. Los contactos libres de  potencial permiten un procesamiento universal de la señal mediante entradas PLC y amplificadores seccionadores.  En función de su aplicación se determinan los puntos de interrupción máx y min así  como niveles de desactivación de emergencia. Las ventajas de medidores con sistemas de flotadores son básicamente su bajo coste  de puesta en marcha y mantenimiento y su  sencillo manejo.

Transmisor-de-Nivel-FFG

Transmisor de Nivel modelo FLM-H / FLR-H

Para la detección continua con flotadores se suelen aplicar sistemas con transmisores con cadena de Reeds o con sensores magnetostrictivos (sensores de nivel).  Los sistemas con Reeds producen una tensión eléctrica proporcional al nivel mediante contactos Reed que forman parte de una cadena de medición. Con este sistema se alcanza una exactitud de 1 % con una longitud de medición de 500 mm.  La señal se procesa mediante un transmisor tipo cabezal de 2 hilos y emite una señal normalizada de 4 …20 mA o alternativamente señales Hart ® o Fieldbus®. Los sensores magnetostrictivos destacan por su elevada exactitud superior a 0,1 mm. 

Un impulso de corriente en un hilo, colocado en el tubo de la sonda, genera un campo magnético circular que provoca una torsión del hilo.  En el punto de medición, o sea el nivel propio del fluido, se sitúa un flotador con imán permanente como indicador de la posición.  La superposición de los dos campos genera una onda mecánica que se convierte mediante sensores piezoresistivos en una señal eléctrica. 

Este método permite la medición de mínimas variaciones del nivel y por lo tanto la detección de fugas a tiempo antes de causar daños mayores.  Las señales de salida son los habituales 4 … 20 mA ó 2 … 10 V y la alimentación es 24 VDC.


¿Por qué sistemas de medición de nivel con flotadores?

La gran ventaja de los sistemas con flotadores reside en su resistencia contra desviaciones de medición provocados por superficies en movimiento o en ebullición, conductividad eléctrica, constantes dieléctricas o espumas.  Para optimizar la medición el usuario debe seleccionar el material adecuado para el medio por ejemplo acero inoxidable, aleaciones de níquel o plásticos.

La medición de nivel exacta en aplicaciones higiénicas

El sistema con flotadores ofrece claras ventajas por ejemplo en fermentadores.  El proceso de fermentación genera espuma, debido a la operación de agitadores, que pueden confundir otros sistemas, por ejemplo un radar.

Medición de nivel en instalaciones de fermentación

Un flotador de peso adecuado garantiza una posición sobre la superficie del medio y garantiza una medición exacta del nivel.  Las versiones especiales que cumplen los requisitos de la industria farmacéutica y alimentaria ofrecen un diseño de fácil limpieza y permiten un proceso CIP (Clean in Place) o SIP (Sterilization in Place).  Estos diseños están fabricados sin espacios muertos, con materiales de rugosidades mínimas y cumplen los estándares del sector.

Artículos similares: Cómo funciona un medidor de nivel, La medición de presión, temperatura y nivel en aplicaciones hidráulicas, Medicion de presión y nivel en depósitos de gas licuado


 



Comentario